Bienvenida

¡Hola! me llamo Paula y
soy una apasionada del autoconocimiento y el desarrollo personal.

Durante muchos años viví batallando interiormente. Sé lo difícil que es no sentirse libre con la comida y estar en lucha con una misma. Y en un intento de arreglar el malestar que sientes recurres al control de la comida, pero en lugar de solucionarlo, te das cuenta de que te lleva a pensar cada vez más en la comida y en las imperfecciones de tu cuerpo. Crees que haciendo dieta te sentirás mejor contigo, pero con el paso del tiempo te das cuenta de que no solo sigues sin estar en paz sino que además tu vida se vuelve más limitada.

Cuando te das cuenta de que no eres libre para comer y ves los alimentos como “prohibidos” y “permitidos” no sabes qué hacer para volver a ser libre y dejar de sentir miedo hacia la comida, por eso sigues repitiendo el mismo patrón, el que no te funciona. Sigues compensando kilocalorías, haciendo ayunos o restringiendo comida cuando te pasas. Sigues controlando entre semana para pasar a sentir que pierdes el control cuando sales de casa, y cada lunes se convierte de nuevo en un «volver a empezar».

Por eso estoy aquí para acompañarte hacia esa estabilidad y armonía que buscas. Te acompaño en un camino realista, hacia tu salud y bienestar. 

Soy nutricionista,  coach de salud holística certificada,  autora del libro «Esclavos de la comida» y actualmente me formo como experta en desórdenes de la conducta alimentaria. A través de las sesiones de mi programa acompaño a mujeres a creer en ellas mismas, a que se nutran en cuerpo y alma, a que descubran cómo pueden salir del angustioso control – descontrol y a que hagan las paces con su cuerpo y su sentir para sanar la relación que tienen con la comida. 

En mi experiencia, durante muchos años sentí que no estaba viviendo ni disfrutaba las experiencias. Temía que mi forma de ser no cambiase y me quedara anclada en el miedo y el control para siempre, limitando mi vida personal y social. Pero todo eso cambió, porque lo que te pasa no es eterno. Lo que te pasa es la señal que te indica que hay algo en tu vida a lo que tienes que atender. Y lo vas dejando de lado, pero con el tiempo te das cuenta de que no se resuelve solo: tu cuerpo sigue manifestándose. Y lo que te pasa no es malo, te lo prometo. Es un mensaje lo suficientemente intenso como para que «despiertes» y te des cuenta de que ese camino necesitas cambiarlo.

Y si llega ese momento, aquí estaré para acompañarte. 

 

 
 

Sígueme en mis redes sociales: